Codigo del Pescador de Pavón

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Codigo del Pescador de Pavón

Mensaje  Peacock el Miér Ago 20, 2008 11:57 am

Código del Pescador de Pavón

Comencemos imaginándonos que todas las personas que conocemos comienzan a interesarse en esa extraña pasión llamada "Pesca Deportiva del Pavón". No sólo nos apoyan, sino que deciden acompañarnos, sería una enorme explosión demográfica de pescadores. Claramente no nacen nuevos ríos ni lagos todos los días, por lo que la sensación de "multitud" en los ríos y lagos, en especial en ese fantástico lugar secreto de pesca, toma un nuevo sentido. Ante esta perspectiva se hace no sólo necesario, sino que imperativo pensar en tener actitudes que apoyen el sano convivir de todos nosotros en estos fantásticos y naturales lugares.

Sabemos que nuestras aguas están reguladas pero la actividad no está ní vigilada ní supervisada. También sospechamos que estas regulaciones pueden no necesariamente tomar en cuenta las características particulares de uno u otro lugar ni una población más abundante de pescadores. Tampoco es buena perspectiva suponer que estas regulaciones van a evolucionar a un punto en que haya lugares de acceso sólo para una elite que sea capaz de pagar elevados valores por las licencias adecuadas, sin tomar en cuenta el esfuerzo de hacer valer estas nuevas y más estrictas regulaciones.
Quizás la mejor manera de enfrentar estas situaciones y sacar lo mejor para todos, que nos incluye a cada uno individualmente, es tomar algunas medidas basadas en mucho sentido común, que tienen por objetivo preservar ciertas condiciones relacionadas a la experiencia de pesca global. Estas medidas podrían ser consideradas como un "Código del Pescador de Pavón". El efecto de este código se hace presente tanto en nuestra interacción con el ambiente, con los peces, y por supuesto con el resto de los pescadores y personas, y en especial con nosotros mismos en el largo plazo. Ser un practicante de las costumbres del código no sólo son muestra de una gran evolución como "Hombre de Naturaleza y/o Pescador Deportivo", sino como ser humano que está consciente del derecho de todas las personas en nuestra sociedad. Vivir la experiencia de pesca y la experiencia al aire libre en base a estas costumbres deben considerarse como un verdadero paso a un pescador deportivo completo.
No puede haber alguien que sea indiferente al encuentro con una lata, o envase, o bolsa en el lecho del río o represa. Pero ensuciar un río o represa va mucho más allá que las botellas, latas, y otra basura. Si hablamos de la idea de pasar por un lugar sin dejar huellas de ese paso, entonces debemos pensar en todos los detalles que a nosotros nos indican la presencia previa de otra persona. No dejar basura es lo más básico. Hay que considerar detalles como las colillas de cigarrillos, pequeños envases de plástico, strike indicators, split shots, moscas gastadas, pedazos de nylon. Todos son pequeños, pero la suma en el largo plazo no lo es. De hecho, no sólo la contaminación visual nos afecta, sino que la posibilidad de que la fauna llegue a ingerir o ser afectados por estos elementos.

La vegetación a orillas del río o lago evita la erosión, por lo que conviene mantener una política de cuidado con esta flora, evitando arrasar con arbustos y plantas en la entrada al río o lago. La idea es tomar en cuenta que estos arbustos y plantas son esenciales para la estabilidad del río. El fondo del río es la base de un importantísimo y delicado ecosistema. Vadear en forma prepotente y descontrolada puede provocar la destrucción de minúsculos miniambientes, y soltar los sedimentos puede significar enturbiar la sección inferior del río por un largo rato. Este mismo fondo con contenido orgánico provee un excelente lugar de reproducción para peces y otros seres, que con la pasada de un ser humano pueden verse alterados.
La primera frase que debe saltar es: Catch & Release (Capturar y Soltar) o pesca con devolución. Esta práctica en sí es un tremendo avance, porque parte de la base que un pez capturado vuelve a su estado original dando la oportunidad de revivir la experiencia para el pescador o quien resulte ser el siguiente. Hay muchas consideraciones más específicas que simplemente sacarle el señuelo y ponerlo en el agua. Es necesario considerar las posibilidades que ese pez tendrá de sobrevivir. Acortar el tiempo de la pelea es básico para mantener la energía que el pez necesita para volver a su situación previa a su captura, asegurando su posibilidad de alimentarse y protegerse como acostumbra a hacerlo. Para cobrarlo, conviene llevarlo a aguas más calmas y de preferencia maniobrar con el mínimo contacto directo posible. Para esto es útil llevar un red de captura. Al remover el señuelo, no hay que apretar al pez, ni tocar sus agallas y ojos. Las manos previamente humedecidas ayudan a preservar la capa protectora de la piel de los Pavones. Al devolverlo al agua, es más seguro ponerlo enfrentando la corriente y en un lugar donde ésta no sea muy fuerte. La idea es sostenerlo en el agua hasta que se oxigene y esté en condiciones de nadar por sí solo. Esto significa esperar a que el pez por fuerza e intención propias salga nadando de las manos.

Por semejantes me refiero al resto de los pescadores que frecuentan el lugar, ya sea simultáneamente a mi visita, como en otros momentos. Incluye también a todas las personas que de una u otra manera se vean relacionados con el ambiente del río o lago visitado, tal es el caso de los dueños de los terrenos por los que debo transitar para llegar al destino de pesca.
Al cruzar por los terrenos de una persona, es adecuado saludar cortésmente y pedir el permiso mínimamente formal. Muchos terratenientes no son mezquinos y están abiertos a las visitas, siempre y cuando esas visitas entiendan que deben comportarse adecuadamente (que incluye los dos puntos anteriormente descritos) y además, respetar el derecho de tierra de sus dueños. Muchas veces, al acercarme al río, paso por la casa del dueño ofreciéndole una corta conversación y posterior solicitud de paso por su terreno. Nunca me ha ido mal, siempre agradecen el contacto humano, en especial en zonas remotas. Si además el visitante humano resulta ser respetuoso, como yo mismo intento serlo, tanto mejor..."bienvenido y que tenga un buen día".
Una vez en el agua, hay otras consideraciones adecuadas con los colegas pescadores. Al estar en un río "relativamente congestionado" (la interpretación de congestión depende de cada río o lago en particular), es conveniente asumir una primera regla de sentido común: el pescador que viene trabajando corriente arriba tiene preferencia, ya que es más fácil estropear la pesca de quien está corriente abajo que al revés. Si en el camino corriente arriba se divisa un pescador trabajando un sector, conviene salir del río, y rodearlo dejando un buen espacio para que esta persona se sienta cómoda y prosiga en su concentración. A veces volver al río unos 50 m arriba es suficiente. Si se encuentra a un pescador descansando junto a un rápido o pozón, es adecuado preguntar por la posibilidad de pescar el sector. Es posible que él sólo se esté preparando, o analizando, u observando la mejor manera de trabajar esa sección. Ojo al cruzar el lecho cuando hay un pescador más abajo, en especial si el fondo es lodoso. No es nada de agradable trabajar una sección que de pronto se vuelve turbia. Eso afecta tanto a los peces como la experiencia misma de pesca que es finalmente lo que todos nosotros buscamos.

Podríamos dar por supuesto que todos evitamos causarnos perjuicios a nosotros mismos. Pero no siempre es así, porque no siempre somos conscientes de lo que hacemos hasta el menor detalle. Al tener una actitud de real intención de aprovechar la experiencia de pesca global, estamos siendo sabios con nosotros mismos. Ir a pescar con el objetivo de saciar nuestro ego al capturar grandes ejemplares y/o grandes cantidades no necesariamente estamos cooperando con la experiencia global. Entrar al río o un sector de éste con demasiada impaciencia y atropellando, eventualmente nos evitará analizar con calma la mejor estrategia de enfrentamiento de esa situación en particular. Al trabajar un sector debemos tener cautela y considerar los tres puntos anteriores, y además preocuparnos de conocer las condiciones del lugar para evitar hacer alteraciones y simultáneamente usar la experiencia como referencia para una visita siguiente. De esa manera aseguramos aumentar las posibilidades de éxito en una futura oportunidad al aumentar nuestro conocimiento y mantener las condiciones ambientales en estado natural.

Las recomendaciones son muchísimas. Deben aplicarse adecuadamente en cada contexto en el que nos hallemos practicando nuestra afición favorita. Más que una lista de "sugerencias", es mejor basar todo el concepto en la idea de minimizar el impacto que producimos en nuestro ambiente global y por consecuencia a nosotros mismos. Lo que buscamos es una experiencia íntegra de la pesca y no sólo la captura de peces.
Debemos tomar en cuenta que los pescadores somos un grupo en crecimiento. La posibilidad de compartir un río o un lago en el mismo día es real y cada día aumenta. También existe la posibilidad de que encontremos a alguien transformado en una amenaza para la experiencia de pesca, el ambiente y los peces. Debemos tratarlo con el tacto adecuado y siempre pensando que no es consciente del verdadero efecto de sus acciones. Si fuese consciente ... sería absolutamente devoto del Código del Pescador de Pavón!.

Nota:
Versión modificada para Pavón tomado de la Web de Rios y Senderos [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

___________________________________________________________________
Cap. Carlos Antonio Hermida Valbuena
Capitania Venezuela
58-416-6224315 / 58-414-3465485
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

avatar
Peacock
Staff
Staff

Masculino
Cantidad de envíos : 672
Edad : 56
Localización : Caracas, Venezuela
Fecha de inscripción : 24/07/2008

http://hermidastours.es.tl

Volver arriba Ir abajo

Re: Codigo del Pescador de Pavón

Mensaje  Perro de Agua el Sáb Oct 04, 2008 2:32 pm

Hay factores externos que inciden en estas decisiones, como lo es el hecho de que la gran mayoria no come pescado en ninguna de sus modalidades, otra es que nadie quiere cargar con una cava llena de peces olorosos dentro del vehiculo y menos si se piensa a parar en la carretera a comprar queso de bufala y se le va a poner oloroso a pez. o se le calientan las frias.
Señores cada quien tiene su forma y estilo, yo en lo particular respeto la decision de cada cual. mientras que algunos comen queso yo no lo hago pues sufro de calculos renales. algunos hacen grandes parrilladas semanales y yo subo al paramo y compro truchas ahumadas pa comer a cada rato. Ojo no con esto estoy a favor de "matar" como dicen algunos, pavones. Si hay curvinas y rayaos les aseguro que ni busco los verdes esos.

Sin embargo les aclaro que entre gustos y colores no existe regla alguna que valga, todo es cosa de principios y honor
avatar
Perro de Agua

Masculino
Cantidad de envíos : 323
Localización : Valera, Edo. Trujillo, Venezuela
Fecha de inscripción : 13/08/2008

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.